Los anuncios de Instagram, disponibles para un grupo limitado de 15 marcas y con tan sólo seis meses de antigüedad, están mostrando resultados prometedores, según datos de Adweek. Las cifras de rendimiento interno sobre Taco Bell, Ben & Jerry y Hollister proporcionan una mirada sobre cómo funcionará la plataforma. Próximamente saldrán más anuncios, gracias al acuerdo por US$ 40 millones que hizo Instagram con Omnicom.

Taco Bell tuvo un aumento del 29% en el recuerdo de los clientes de sus anuncios respecto del último anuncio lanzado en abril con su menú desayuno. La cadena de comidas rápidas tuvo por momentos un 400% de aumento en sus tasas de participación.  

De acuerdo con Union Metrics, los seguidores de Taco Bell en Instagram, actualmente 411.000, aumentaron un 45% durante dicha campaña, que tuvo una duración de un mes. La compañía también informó que los datos de los anunciantes de Instagram, entre ellos Michael Kors y Ben & Jerry’s, estipulan que las tasas de interacción llegarán al 60% para sus anuncios orgánicos en los tres días posteriores a sus promociones pagas.

Juliet Corsinita, vicepresidente de marketing y directora de medios de Taco Bell, dijo que los anuncios realizados  tuvieron un fuerte apoyo entre los jóvenes. “Fue muy bueno para nosotros poder llegar a ese público difícil de alcanzar”, explicó Corsinita. “Sentimos que fue una gran inversión, que complementa nuestra estrategia general de medios”.

Hollister, que fue la primer marca para adolescentes con la que se probaron estos anuncios, tuvo un aumento del 32% en su anuncios para la línea de primavera de vestidos para niñas.

“Es una de las mejores plataformas visuales para el desarrollo social”, dijo Craig Brommers, svp of marketing de Hollister. “El presupuesto inicial era modesto, pero basado en el éxito, vamos a