La empatía es, básicamente, la habilidad que tienen los seres humanos de ponerse en «la piel del otro» y ver las situaciones desde la perspectiva de otras personas. Para las marcas y las empresas, el marketing de empatía podría definirse como «ver las cosas desde el punto de vista del usuario».

Esta tipo de marketing permite crear contenidos y realizar campañas centrándose en el usuario, en sus necesidades y en lo que esperan. En este sentido, la empatía debe ser genuina y no se puede forzar para manipular a los usuarios, es decir que se basa en generar confianza de forma orgánica, para ello se debe crear contenido que recorra todas las etapas del viaje del comprador (Customer Journey).

En este sentido, se pueden ofrecer una serie de consejos para