Los anuncios contextuales del buscador más conocido de la Web siempre han tenido letras azules y puro texto. Pero ahora esa fórmula parece romperse con las últimas pruebas que viene realizando para la incorporación de imágenes por encima de los resultados de las búsquedas. Este cambio no sólo supone novedades para los usuarios, sino que presenta algunos interrogantes para los marketineros.

Hace apenas pocos años esto parecía imposible. En 2007, Google había señalado en uno de sus blogs que no avanzaría en la utilización de imágenes en sus anuncios (curiosamente ese comunicado llevaba la firma de Marissa Meyer, quien hoy es CEO de Yahoo!):  “No habrá anuncios de banner en la página principal de Google y las páginas de resultados Web”.

Años más tarde, el panorama parece estar cambiando. Aunque por el momento desde la compañía se ocuparon en explicar que las implementaciones se tratan sólo de experimentos en los cuales participan un puñado de anunciantes.

La iniciativa contó con el apoyo de la prestigiosa marca Southwest Airlines. La empresa tuvo presencia mediante un “banner” que funcionó en equipos de escritorio de usuarios de los Estados Unidos por alrededor de una semana. Toda una novedad que abre una paréntesis en la promoción de las marcas.