En unos sencillos pasos explicamos de manera práctica lo importante de estas acciones.

 

Muchas veces hemos escuchado la frase ¨cada cliente es único…¨  o ¨el contenido adecuado en el momento justo y en el lugar adecuado¨ así como tantas otras que resumen un poco lo que conllevan estos procesos.

Todo espacio se ensucia y nuestra base de contactos no es la excepción, algunas acciones  pueden deteriorar la calidad de nuestros grupos cuando hacemos comunicaciones masivas.  Es por ello que es  importante poseer diferentes filtros que impidan la entrada de mails mal escritos, falsos, spamtraps, etc y así evitar rebotes.

Necesitamos una de las armas más conocidas frente a esto, el doble optin. Con esta forma de verificación hacemos que cualquiera que se suscriba a nuestras notificaciones, verifique su dirección desde la cuenta misma. Por lo que de esta manera nos evitamos mails mal escritos, direcciones sin consentimiento, etc.

Si querés conocer más de cómo limpiar tu base podés descargar nuestro reporte acá

Una vez que tenemos nuestra base, comenzamos a cuidarla utilizando procesos para aprovecharla al 100 por ciento.</